martes, 27 de septiembre de 2016

AMANECE EN LA CONSCIENCIA...


No es afuera.
Es adentro.

Desde lo profundo se extiende.
Jamás de lo externo se obtiene.

Sin comparaciones no hay ego que soñar
para defender una ilusión perceptiva.
Detén tus juicios y regresa a la inocencia...
la tiniebla o se disipa en su núcleo
o enseguida recrudece su velo.

Comparte lo que eres... lo que es... en plenitud.
Abandona la carencia de buscar abundancia.
No hay mantras ni recetas maravillosas que obren milagros
sino que éstos suceden cuando humilde se vuelve al Amor.

No todos los que se dicen espirituales lo son realmente
ni todos aquellos que opinan de la luz en verdad la sienten.
Hay negruras disfrazadas de claridad que adormecen el alma
mientras hablan de venideros despertares que nunca suceden.

La realidad es aquí y ahora, no allí o allá, ni después o antes.
Distraerse con historias personales ciega corazón y mente.

Sólo acaba para el alma su triste y vana noche oscura en el exacto momento
en el que opta abrir su íntima y esplendente entraña, segura de su esencia perenne,
al Amor.

Sí... Sé lo que siempre Eres,
no lo que fantaseas...

Amanece en la consciencia cuando la mirada vislumbra el vagar del pensamiento
y lo inmoviliza sin reticencias, con calma, sin dudas ni enojados recelos.

Resplandece la consciencia trascendiendo cualquier figura que despunta en el tiempo
y la desvanece sin suspicacia, con alma robusta esperanzada en lo eterno.

Amanece en la consciencia, sí, y claro se agranda entre la bruma el resplandor inmenso
del Amor.

KHAAM-EL





La música que suena en lo interior armoniza lo percibido externamente, 
trayendo la alborada del espíritu.
No hay ego. No hay mundo de muerte... es sólo un sueño de la consciencia.
Ya eres lo que ES... SÉ y no fantasees con luces personales
que en su inexistencia sólo traen oscuridades.
¡Despierta! Siempre Amanece en el presente lleno de Amor.

lunes, 26 de septiembre de 2016

INCLUSO EN LO MÁS OSCURO PUEDES HALLAR LA LUZ

   No olvides nunca lo esencial y lo insustancial se desvanecerá para no distraerte más. Cualquier fantasía por hermosa y luminosa que sea jamás será la realidad. Mira en lo interior y busca ahí los recursos para no dejarte arrastrar por las ilusiones que proyectas. Echar la responsabilidad afuera únicamente frustra y enoja el ánimo que se quiere apaciguar. Medita. Reflexiona. No te desesperes por los problemas que empujan tu sosiego, no los evites o minimices. Sé honesto, valeroso y confía... métete hasta el mismísimo fondo de tus pensamientos, hasta los más oscuros, sin darle significado al miedo o a las dudas que te tienten a abandonar semejante empeño. Comprende que la tiniebla exterior es una mera prolongación de la exterior, un lúgubre reflejo de lo no resuelto en lo más íntimo de uno. No te distraigas con las cambiantes siluetas del mundo. Acéptalas y ve al fondo del asunto. No protejas tú miedo con personales justificaciones o éste aumentará en vez de menguar. Ten presente que si la vida te zarandea nuevamente con furia y todo parece perdido, terriblemente oscuro y sumido en la devastación más profunda, en su entraña lleva una enorme oportunidad para despertar a la Verdad si decides no lamentarte por tu suerte o atacar airado a la situación que te angustia. Y ecuánime, resuelto e irrevocable eliges con determinación inquebrantable en favor de la luz y la plenitud de ser, buscándola perseverante en lo más hondo y oscuro de tu alma, más allá de las circunstancias variables de un mundo efímero, haciendo humildemente lo que debes para el bien común sin esperar nada personal a cambio, ni fantasear tampoco con posibles resultados a la medida del engreído ego, 'Lo Inefable' emergerá de en medio de las tinieblas, desde lo más recóndito de ti, disipándolas por completo, y trayéndote infinidad de bendiciones que aclaren por completo tu vida.

   Nada hay más inconsciente que lanzar la consciencia en pos de ilusiones. Serena cualquier ansia de futuros, perdonando memorias pasadas. No te refugies en tu imaginación, o tus fantasías te dolerán por su inconsistencia e irrealidad. Nadie puede hallar paz en ninguna parte si no la encuentra primero en su interior; una vez encontrada ahí, desde esa plenitud interior, hasta en medio de la más cruenta de las batallas, traerás la acción liberadora desprovista de miedo o deseo personal. No malgastes por tanto la oportunidad que te brinda una aparente derrota, puesto que incluso en lo más oscuro puedes hallar la luz, porque tras ella se encuentra la posibilidad de no volver a querer vencer, de no intentar una vez más reiniciar la lucha, de no ansiar volver a fabricar peleas otra vez. Elige de nuevo verdaderamente lo nuevo, sinceramente lo insospechado, y no repitas más los viejos patrones de comportamiento. No recomiences más ciclos de dolor; abandona los bucles de pensamiento abriéndote a la luz de la consciencia, a la luz infinita de la esperanza y del perdón, de la confianza y de la comunión en espíritu. Y de entre tinieblas de repente la luz, toda la luz. Serás feliz... harás feliz... compartiremos esa perfecta felicidad desprovista de ilusiones, sin fantasías que nos separen. 

   Gracias por tu perseverancia y confianza no arrojando la toalla ante las tentaciones del reproche, la depresión, la vergüenza o la ira. Gracias por la luz que hay en ti, que hay en todos nosotros, y que disipa todas las tinieblas, por insidiosas que sean. desde lo más íntimo y puro del corazón. Namasté.

KHAAM-EL




   Recuerda, recuerda, recuerda... no olvides nunca lo esencial y lo insustancial se desvanecerá para no distraerte más. Ten presente que si la vida te zarandea nuevamente con furia y todo parece perdido, terriblemente oscuro y sumido en la devastación más profunda, es una gran oportunidad para despertar a la Verdad... puedes elegir con fuerza en favor de la luz y encontrar la plenitud de ser, buscándola perseverante en lo más hondo de tu alma, más allá de las circunstancias variables de un mundo efímero... No malgastes la oportunidad otra vez con fantasías, no recomiences más ciclos de dolor.

domingo, 25 de septiembre de 2016

LA CONFIANZA DISUELVE TODA INCERTIDUMBRE - VÍDEO

   Bajo este escrito introductorio adjunto el vídeo de una charla en la que ahondo en la confianza en la Verdad, en esa consciencia plena sin posibilidad de contrarios, sin separaciones ni paradojas, como disposición básica al perdón de las ilusiones y el retorno a la certeza del Amor de Dios. 
   No hay mayor desatino que la desconfianza porque te hace estar ausente de lo real ahora mismo. Ya que cualquier actitud recelosa está a la defensiva intentando mantener la imagen que tiene de sí frente a lo que juzga acerca de lo externo, olvidando lo esencial, aquello que el presente en toda su amplitud precisa, ese perdón de ilusiones que trae paz de espíritu y alegría de ser. Porque como bien señala 'Un Curso de Milagros' "nada de lo que veo tiene significado", "el mundo es ilusorio", "soy espíritu", "no soy un cuerpo. Soy libre. Porque aun soy tal como Dios me creó", "el mundo real es el estado mental en el que el único propósito del mundo es perdonar"... ¿Confías en el mensaje o en la apariencia que proyectas sobre el mensajero? ¿Te fijas en lo esencial o te distraes con lo superficial? ¿Quieres conocer la Verdad o simplemente encontrar excusas que la pospongan? ¿Quieres perdonar o condenar? Porque el perdón pasa por alto lo nimio, lo accidental y aparente, para mostrar lo sustancial, real y eterno. Lo esencial, lo fundamental, es el perdón de los juicios acerca de todo lo percibido; y eso salva, y salvarse convierte en salvador.
   La visión del salvador ve la luz del espíritu allende las ilusiones, y confía en la ausencia de las interpretaciones personales. Hemos de trasmitirle a nuestro prójimo la confianza en el Amor de Dios, en esa luz de la consciencia (Espíritu Santo, Iluminación, Despertar) que mora en el interior de cada uno de nosotros, esa que acaba con todas las incertidumbres para que podamos, al fin, compartir jubilosos la plenitud de Dios. Porque extender confianza es recibirla, y, una vez aposentada, vivir en/con ella realiza el milagro del perdón verdadero, ese santo perdón que brota irrefrenable desde el corazón limpio y sincero, sin pretensiones especiales, sin miedos o reticencias, invitando al prójimo a que viva libre y feliz, confiando en toda circunstancia en Dios, dador siempre de lo bueno, lo santo y lo eterno... Supremo colmador que nos bendice con la certeza del Espíritu y la dicha de la Vida Eterna que, en esencia, es perfección y bienaventuranza. 

KHAAM-EL




Si eliges ilusiones, diferencias y evoluciones, penarás, sufrirás, te inquietarás y deteriorarás hasta sentirte morir. Más si confías y escoges, con consciencia, ir en la dirección de lo bueno, santo y eterno, por mucho que todo parezca que se deteriora, derrumba, cambia y muere, con seguridad tú vuelves a la Vida Eterna del Espíritu.

sábado, 24 de septiembre de 2016

SIN DUDA HAY UN CAMINO DE SALVACIÓN

   Hay un camino que puede llamársele el Camino. Una senda de servicio al prójimo por Amor a Dios y Su Plenitud que sin duda nos conduce de vuelta al Cielo, si permitimos que lo que Su Voluntad dispone, para el bien de todos nosotros, lo proclamemos y compartamos con fe y alegría ante los embates del mundo y sus furias o desprecios. «No les tengáis miedo. Pues no hay nada encubierto que no haya de ser descubierto, ni oculto que no haya de saberse. Lo que yo os digo en la oscuridad, decidlo vosotros a la luz; y lo que oís al oído, proclamadlo desde los terrados.» Mateo 10, 26-27

   Sí, así es, hay un Camino de Vida, que trae el Poder de Dios al mundo para salvarlo de su sufrimiento y locura, de su idolatría y desenfreno, de su egoísmo, decrepitud y muerte, para todo aquel que transmita desinteresadamente Su Palabra de salvación y perdón, de hermandad, esperanza y Amor. Pero, ojo, hay que conocer, y bien pronto, que el poder de la Palabra no está en la palabra misma, no se encuentra en el decreto emitido, sino que se manifiesta por la intención que subyace tras su proclamación. Es siempre el Espíritu en la palabra quien dota de significado a la Palabra; sin Él, la palabra es palabra muerta, hueca e ineficaz, absurda y burda, por muy hermosa que se pronuncie o transcriba. Si lo proclamado o decretado parte del ego su resultado será siempre nada, puesto que 'el ego y el espíritu no se conocen' (UCDM). Más, si lo que se pronuncia viene sinceramente del Espíritu, es la Palabra veraz e íntegra, y se manifestará con seguridad en el momento idóneo, exacto y preciso, ni un segundo antes ni un segundo después, porque su propósito último es el bien de todos cual uno solo y no el de una parte.

   Sí, así es, sin duda, este es el Camino, el Camino de la luz y la salvación: expresarse y actuar desde un corazón limpio, agradecido y entregado, unido a una mente en paz que vive al servicio del completo bien común, sin preferir a unos pocos allegados para ese bien frente a otros excluidos del mismo por prejuicios o intereses personales. Atiende... todos caben en el Amor de Dios. Decretar una bendición y rechazar a alguien o algo de antemano, únicamente acarrea desgracia al que la emite, pues hay una oculta intención profunda, excluyente y divisora, o, lo que es lo mismo, una maldición disfrazada de bendición. "No todos los que dicen Señor, Señor, entran en el reino de los Cielos, sino el que hace la Voluntad de mi Padre que está en los Cielos." Mateo 7, 21. Discernimiento, quietud interna y humildad... si se alimenta la hipocresía, la voracidad del hambre insaciable de la codicia, secará el corazón y nublará el entendimiento. Hay que estar muy despiertos y conscientes para no sucumbir a las arteras seducciones del ego que promete mucho, sólo para quitarlo después; Pues, «mirad y guardaos de toda codicia, porque, aun en la abundancia, la vida de uno no está asegurada por sus bienes.»  Lucas 12,15.

   Sonríele a la vida. Sonríele al prójimo. Sonríele a la tristeza y el sufrimiento, y perdónalos. Sonríele a el mundo entero, y perdónalo. Sonríete a ti mismo, y perdónate. Vive en la gratitud permanente y extiende esa alegría y paz interior con profusión. Todo te irá bien, sin duda, si confías en Dios y sigues el Camino que Él te invita a transitar; por éste, y no por los que de forma personal construíamos, encontramos solución a todas nuestras angustias e incertidumbres, porque por éste, vamos en compañía de la Verdad que nos hace libres. 

   Ahonda. Medita. Recuerda lo esencial:
   "No caminamos solos. Y damos gracias de que a nuestra soledad haya venido un Amigo a traernos la Palabra salvadora de Dios. Gracias a ti por escucharlo. Su Palabra es muda si no se la oye. Al darle las gracias a Él se te dan a ti también. Un mensaje que no se haya oído no puede salvar al mundo, por muy poderosa que sea la Voz que lo comunique o por muy amoroso que sea su mensaje.
   Gracias a ti que has oído, pues así te vuelves el mensajero que lleva la Voz de Él consigo y que la deja resonar por todo el mundo. Acepta hoy las gracias que Dios te da, al darle tú las gracias a Él. Pues Él quiere ofrecerte las gracias que tú le das, puesto que acepta tus regalos lleno de amorosa gratitud y te los devuelve multiplicados por miles y cientos de miles de veces más. El bendecirá tus regalos compartiéndolos contigo. Y así, el poder y la fortaleza de éstos crecerán hasta llenar el mundo de gozo y gratitud." Lección 123, 5-6 de Un Cuso de Milagros.

   La fortaleza proviene de Dios, nunca de nuestras identidades personales (ego). Aceptemos pues Su fortaleza de nuevo, y nuestra debilidad desaparecerá para siempre en Su Perfecto Amor Eterno que nos guía infalible para sacarnos del sueño de la muerte. Decidir libre y voluntariamente seguir este Camino es, sin duda, salvación para todos... es decir, la verdadera salvación. 

KHAAM-EL




Confía... todo lo pasajero ha de pasar pero lo eterno permanece siempre ahora.
Sé un peregrino en el mundo 
y que tus oraciones sean acciones y no sólo palabras que se las lleva el viento.
De nada sirve rezar si no hay Amor en ello.
Más con Amor, el Camino aparece claro y bendito según se anda.

viernes, 23 de septiembre de 2016

NO ES LA CANTIDAD SINO LA UNICIDAD LO QUE SALVA

   Estar absorto por las cantidades, las diferencias y las expectativas de un mundo veleidoso, variopinto y efímero, es un calamitoso despropósito que conturba al alma haciéndola perder su íntima paz, al dirigirle la atención hacia una nada que aparenta ser algo. ¿Ves la locura? Mira tu mano y simplemente dite: -¿Cuántos dedos tengo? Y la respuesta obvia, cinco (salvo excepciones, por accidente o alteraciones genéticas), asoma rápida; más, entonces, de inmediato, lo complicado emerge solapadamente a la superficie... pues -pondera con presteza-, cada uno de esos cinco dedos está subdivido en uñas, huesos, piel, poros, articulaciones, capilares... y dentro de esos poros, epidermis, huesos, articulaciones, uñas y capilares, hay células... y dentro de las células, átomos... y dentro de los átomos, partículas subátomicas... y dentro de las partículas subátomicas, espacio... es decir, dentro de dentro de dentro de dentro, finalmente. no hay nada observable, cuantificable o calificable. Más, ahora, amigo/a, mira más allá de tu mano y ¿qué ves? Otra mano, con sus propios dedos, uñas, falanges, piel... unida a un brazo como la primera mano, que a su vez está unido a un cuerpo que llamas tuyo, y que se relaciona con otros cuerpos u objetos circundantes, dentro de una habitación con cosas, que está, a su vez, dentro de un edificio que forma parte de un conglomerado de edificios que constituyen una población, dentro de un país que está en un continente que forma parte, junto con otros continentes, del planeta Tierra, que, sumado a otros planetas, orbita alrededor de un estrella llamada Sol; con los que conforma el llamado sistema solar, que, también a su vez, forma parte de una galaxia con millones de estrellas, incluso más grandes que el sol, y que, esas galaxias, se agrupan en cúmulos de galaxias; y que, además, hay millones de cúmulos de galaxias y, que para más inri, más allá de lo observable, todo está envuelto en un espacio que las contiene, que lo contiene todo... ¡madre mía! dentro y fuera de todo está lo mismo, espacio. Es decir, más allá de más allá de más allá, al igual que dentro de dentro de dentro de dentro, finalmente, no hay nada observable, cuantificable o calificable. 

   Insisto, ¿ves la locura? Estar obsesionado con las cantidades, las diferencias y las expectativas de una percepción frágil e inestable, pasajera y engañosa, es un error de nefastas consecuencias para la paz de espíritu; pues, ir en pos de dentro de dentro de dentro de dentro, y de más allá de más allá de más allá, sólo acarrea la angustiosa sensación de no tener nunca bastante con lo percibido, y caer en la feroz ansia de buscar y rebuscar, para volver a buscar, y no hallar nada consistente jamás. Paúsate. Deja de perderte en las cantidades y sus computaciones... eso es locura, despropósito, confusión... crees que nombrando y calificándolo todo puede llegarse a un saber total que te salvará de tu ignorancia y desasosiego, pero, lo único que sucede es que nombrándolo y mensurándolo todo te estás perdiendo en una ilusión perceptiva de dimensiones colosales, en la que sólo ves repetidos, una y otra vez, tus juicios del pasado impregnando y mancillándolo todo. Por ésto, si con honestidad quieres ver lo real y no lo ilusorio, has de estar dispuesto a reconocer que no entiendes nada de lo percibido. que los pensamientos personales acerca de todo no tienen verdaderamente sentido y que el único responsable de tu malestar es ese querer tener la razón en que esos pensamientos sin sentido, lo tienen.

   Reitero nuevamente, ¿ves la locura? No temas; es para perdonarla, para sanarla, para desvanecerla. No tiene otro propósito que facilitarte recobrar la cordura que te colma con una paz mental y una dicha plena más allá de todo humano conocimiento, que has de compartir por un tiempo en el tiempo con tu prójimo, y mediante las que retornas al Amor y la Vida eterna del espíritu junto con él, de igual a igual, de ser a ser. Lo esencial nos hace uno, sin posibilidad de opuesto, más allá de las apariencias. La locura es ilusión; por tanto, creer en ilusiones sólo refuerza la locura. Sepárate de lo separador. Únete a lo inseparable y no puedes fracasar. Sé un devoto practicante de la unicidad, un honesto yogui (yoga significa unión). Sé paciente, disciplinado y constante. Persevera. No tengas miedo que el mundo, en su locura, te parta el corazón de pura ignorancia, no sabe lo que se hace... tú, sigue practicando, aplicando, perseverando, y, de súbito, el Amor, Infinito Amor, en esencia y en verdad colmándote de salvífica unicidad.

   Si ya conoces 'Un Curso de Milagros' recuerda; sí, recuerda y aplica las lecciones 51, 52, 53 y 54 del libro de ejercicios, en las que se repasan las 20 primeras lecciones del 'Curso', a saber: 1. Nada de lo que veo significa nada.  2. Le he dado a todo lo que veo todo el significado que tiene para mí.  3. No entiendo nada de lo que veo.  4. Estos pensamientos no significan nada.  5. Nunca estoy disgustado por la razón que creo.  6. Estoy disgustado porque veo algo que no está ahí.  7. Sólo veo el pasado.  8. Mi mente está absorbida por pensamientos del pasado.  9. No veo nada tal como es ahora.  10. Mis pensamientos no significan nada.  11. Mis pensamientos sin significado me están mostrando un mundo sin significado.  12. Estoy disgustado porque veo un mundo que no tiene significado.  13. Un mundo sin significado engendra temor.  14. Dios no creo un mundo sin significado.  15. Mis pensamientos son imágenes que yo mismo he fabricado.  16. No tengo pensamientos neutros.  17. No veo cosas neutras.  18. No soy el único que experimenta los efectos de mi manera de ver.  19. No soy el único que experimenta los efectos de mis pensamientos.  20. Estoy decidido a ver. Pues, facilitarán una auténtica revolución en la consciencia que te conducirá del miedo y el odio, al Amor y la libertad de ser en completitud. Y, si no conoces 'Un Curso de Milagros', medita y ahonda en consciencia en lo planteado aquí. Lo esencial no es el enseñante (medio), ya sea libro, audio, vídeo, o en directo, sino la enseñanza (fin). Krishna, Jesús, Sidharta, Nisargadatta, Mary Baker Eddy, Ramana Maharsi, Lao-Tse, y tantas y tantas mentes despiertas, enseñaban con los medios a su alcance en sus épocas y situaciones respectivas, una misma Verdad Indivisa. Que tu propósito, tu intención última, sea esa misma Verdad Indivisa, y, sin duda, te traerá los medios para que la manifiestes y extiendas hasta que seas una unidad inseparable en Ella (salvación, despertar, iluminación). Reflexiona con consciencia. No busco que me creas, sino que compruebes por ti mismo, en lo interno, en lo profundo de tu mente, en lo sustancial e incomparable... cuestiona tus cuestiones, tus razones y tus creencias... cuestiónate todo... atraviesa la intensidad de aceptar que el error que supones fuera se encuentra en tu mente, y habrás encontrado la llave de la felicidad junto a la luz que iluminará tú/nuestro despertar de las ilusiones personales. ¡Sí! Nunca ha sido, ni será, una cuestión de cantidad, sino de comunión, de perfecta unicidad... la mente, la consciencia, el ser, la vida, el espíritu, es eterno, bienaventurado e indiviso... y lo eterno, bienaventurado e indiviso es Dios, y todo, en Él, extiende Su indivisibilidad... Plenitud... Sat chit ananda... Nirvana... Cielo... Tao.

   Namasté. Bendiciones. Hermano/a en Dios, un abrazo de todo corazón para ti, seas quien seas y estés donde estés, porque en verdad somos 'no dos'... espacio infinito... consciencia ilimitada.

KHAAM-EL




La vida es indivisa y divina en esencia.
Vívela sin miedo, déjate llevar por su música, por su sutileza, y serás en plenitud.

jueves, 22 de septiembre de 2016

ENTREGA Y SERVICIO


   Si ya estás cansado de dar tumbos en tu propia mente, y por tanto también por el mundo, sin encontrar definitiva respuesta al íntimo anhelo de ser y estar pleno, te invito a la siguiente entrega de disponibilidad y servicio a Dios: 

   ¡Oh, Dios! ¡Oh, Santidad Misma! ¡Oh, esencia Pura! ¡Oh, Tao Inexpresable! ¡Oh, Divinidad! ¡Oh, Innombrable! ¡Oh, realidad Última! ¡Oh, Absoluto! Obra en mí según Tu Voluntad y sálvame de las ilusiones que he inventado para mí y para mis semejantes, en este transitorio y aparatoso mundo separado de Ti. Estate a cargo de todo lo que haga. Que mis palabras sean Tu Palabra, que mis silencios sean Tu Silencio, que mis reposos sean Tu Reposo, que mis movimientos sean Tu Movimiento, que mi mirada contemple lo que Tú quieres Ver, que mis oídos escuchen lo que de verdad -en esencia- les están pidiendo para poder dar Tu Respuesta y retornen a Ti, que toda la vida que creo estar viviendo sea por Ti Vivida, y que todo aquello que no es real en mí desaparezca y sólo quede lo que Tú has creado en la Perfección y la Eternidad. Que únicamente sea eso lo que enseñe y comparta, para que sólo sea eso lo que aprenda e integre; y, a su vez, mi prójimo, lo lo enseñe y extienda... Y todos despertemos a la Verdad del Amor, a la Comunión Contigo.
   ¡Sí! Libre y voluntariamente decido ser testigo de la Verdad, maestro de Dios, discípulo de Tu Santo Espíritu, humilde servidor de Tu Voluntad, para que junto a mi prójimo, confiados por Tu infalible garantía y unidos en indiviso propósito de salvación, escuchemos sólo Tu Voz... y totalmente honestos, congruentes, leales a lo que desde la Unicidad del Espíritu se nos indique, generosos, alegres, tolerantes -pero determinados-, llenos de fe y completamente receptivos a la expresión viva de la Verdad que Eres, sin más dilación, regresemos a la Bendición Universal de la Plenitud del Ser.

   Si te es grata, no dudes en orarla todas las mañanas con paciencia y fe... el que a Dios siempre se encomienda, Él siempre le responde; más no sólo para su propio bien, sino para el bien de todos.

KHAAM-EL



Sumérgete en lo más íntimo de la oración, en lo más profundo de la meditación...
entrega tu silencio interior y escucha...
luego haz... nunca antes.

miércoles, 21 de septiembre de 2016

EL PERDÓN - AUDIO

   Acompaño a este escrito con un audio de una charla en la que abordo la cuestión del perdón desde una mirada a la vez profunda, sosegada e intemporal. Pausar y desentenderse con decisión del ímpetu de juzgar al mundo por todo lo aprendido y adquirido desde el deseo, o el temor, para mantener lo particular, separativo y especial, facilita que asome en la consciencia un conocimiento inmemorial, no local, inherente a la vida misma, que la reconoce como eterna y plena. Por eso, aplicarse con constancia en contemplar rectamente, sin tendenciosidad alguna, el mundo que nos rodea, ensancha nuestra visión en tal grado que todo es acogido con ecuanimidad, compasivamente, con paciente calma interior, aunque las circunstancias pudieran llegar a requerir de nuestra valentía, desprendimiento y enérgica actuación, pues experimentamos agradecidos, y ciertamente esperanzados, la sutileza de lo esencial, infinito y santo, viendo más allá de los meros aspectos cambiantes de lo mundano, y trayéndoles a todos el recuerdo de la unicidad del espíritu. ¡Bendiciones! Con la amplitud de consciencia que nos otorga estar presentes en el instante que acaece justo ahora, el pasado cesa de tener la importancia personal que se le daba, por lo que entonces, y siempre entonces, de inmediato el futuro deja de inquietarnos, para que Lo Que Es Eternamente Pleno y Amoroso (Dios, el Tao, lo nirvánico, la budeidad, lo crístico, el Ser, lo Absoluto...) se manifiesta claro y patente... eso es perdón; sin fisuras, sin resquicios de agitación que nos desvíen de la acción correcta, naturalmente justa y armoniosa.

KHAAM-EL


martes, 20 de septiembre de 2016

TRASCENDENCIA


Medita...
La vida... ¿Qué es? ¿Quién la vive? ¿Cuál es su propósito?
La muerte... ¿Qué es? ¿Quién la muere? ¿Qué objetivo tiene?
Tú... ¿Quién o qué eres? ¿Quién se vive? ¿Cuál es el propósito?
El prójimo... ¿Quién es? ¿Quién lo vive? ¿Qué finalidad tiene?

¿Lo que va y viene, surge y se disipa, se levanta y cae, tiene realmente significado en sí mismo?

¿Lo que se opina y se cree es en verdad saber o es mera ignorancia disfrazada de conocimiento?

¿Actuar sin claridad esencial hace algo relevante o es sólo un movimiento infructuoso y banal?

Ahonda...
Establecerse en lo transitorio es doloroso, necio e inútil.
Suponer, siempre será un error aunque se acierte alguna vez.
Realizar movimientos ciegos finalmente precipita la catástrofe.

Aclara...
Asiéntate en la paz mental presente y no te vayas tras futuribles soñados por un elusivo antes.
Descubre lo velado por la ignorancia que presume saber, suspendiendo los juicios perceptivos.
Haz lo que debes ahora, desde la paz presente, y la realidad brillará evidente en la consciencia.

La vida... Amor pleno e indiviso.
La muerte... un imposible imaginado.
Tú... la plenitud indivisa del Amor.
El prójimo... uno en esencia contigo.

SER... puro SER... intemporal e inespacial... invariable y constante en su perenne Significado.

La eternidad trasciende a las formas y sus relaciones. No dualidad. Plenitud... Verdad sencilla.

Experiencia viva sin un atisbo de sombra... senda interior de infinitud... bienaventuranza real.

Dios en ti y tú en Dios... inseparables.

¿Cielo? ¿Nirvana? ¿Tao? ¿Iluminación? ¿Paraíso? ¿Realización?...
¡Que más da el nombre empleado para referirse a 'Lo Innombrable'!

   Medita, ahonda, aclara, y no te distraigas por simples términos que no son más que señales orientadoras que se dejan atrás mientras se avanza hacia lo inefable... palabras deshaciendo palabras... hermosas metáforas de libertad y eternidad, de dicha, paz mental y santidad. No te pelees engreído por si hay Dios, o no, según tus suposiciones personales... trasciende tu apego, o recelo, al concepto que imaginas impreso en él y, de nuevo, conocerás sin intermediarios... sat-chit-ananda.

KHAAM-EL




   Trasciende todos los escenarios que el pasado quería imponerte dirigiéndote hacia un personal futuro imaginario, Y sigue sólo, ahora, aquí, presente y eterno, la música interior que suena, sin cesar, poderosamente libre y feliz en tu alma pura... comparte su bendita alegría y disuelve en comunión con tu prójimo, que es uno contigo en esencia y en verdad, toda la dolorosa proyección de angustias, temores, cóleras y recelos... volvamos juntos al Amor y la Vida... así es como debe ser y por lo tanto finalmente fue. Namasté.

domingo, 18 de septiembre de 2016

EL AMOR ES UNA REVOLUCIÓN DE LA CONCIENCIA

   Bendice tu vida y la vida de tu prójimo. No te pelees por las cosas del mundo, son pasajeras y no dan nada realmente valioso; puesto que, la felicidad no está en ellas, ni por supuesto tampoco el Amor. La felicidad está en lo simple y puro, en Amar de corazón y compartir, y sonreír, y no tener miedo ni rencor. Bendice sin medida, con alegría, regala bendiciones todos los días, con sus tardes y sus noches incluidas... sé pródigo en darte de todo corazón, sin temor a los desengaños ni a que lo rompan por el desamor. Desápegate del apego, incluso del apego a no apegarte. Estate presente, en paz, libre de resentimientos y de expectativas. Acepta el instante y sigue su flujo. No te avergüences jamás de ti mismo ni de nadie, no huyas del Amor; pues aunque no te veas correspondido por un mundo feroz de puro miedo, tu alma, la mía y la de nuestro prójimo están bienaventuradamente unidas en la Luz Una de la Consciencia, en el Santo Espíritu de Dios, en el Tao, o como se quiera nombrar lo Inombrable; es decir, más allá de las apariencias, de los arrebatos y de las evoluciones del tiempo. 

   No dejes que nada te ate, ni lo blanco ni lo negro, ni lo conveniente ni lo inconveniente, ni lo creíble ni lo increíble; ve más allá de lo conceptual o emotivo; sí, ve un poco más allá de un poco más allá de lo que crees o dejas de creer... avanza en tu mente para hermanarte con la vida, para hacer las paces contigo y con todos... para ser ahora, en comunión; el Amor es lo único que en verdad existe, y está en esencia, plenitud y pureza, impregando y significando sutilmente todo el sin significado que ves, percibes o presientes... Avanza en consciencia, con paciencia y constancia, parando la rutina de la inconsciencia que los resortes personales llaman propia identidad... no permitas que nada ni nadie, incluida la propia identidad, te limite incluso con alabanzas. Simplifica. Comprende que no limitando a nada ni a nadie desactivas también la escondida trampa de las adulaciones. Relaciónate de igual a igual, de ser a ser, de bendito Hijo de Dios a bendito Hijo de Dios, de mente iluminada a mente iluminada; pasa por encima de lo tenebroso -en la luz lo tétrico carece de significado- y reencuéntrate con la paz de espíritu. En paz, libre de la agitación mental, das un cambio total en tu manera de pensar y actuar, para volver a Amar. Simple, nunca enfrentes a nadie contra otros por querer mantener unas razones personales. La no dualidad es Todo Lo Que Es y nada que pueda dejar de ser... esencialmente nada hay que no sea en Lo Absoluto, en la Perfecta Unicidad... 'No dos', Tao, Ser, Luz, Vida Eterna, Dios, Nivana, Cielo... Ser Santo Siendo Siempre Santo Ser.

   Despierta felizmente a la Luz. No sigas soñando por más tiempo la oscura pesadilla de la identificación con lo transitorio y frágil; no sufras más hermano/a mío/a en la salvación. Despertar a la Verdad y la Vida, no es tanto producto de una evolución de las formas como de una profunda e íntima Revolución de la Consciencia que da un giro de 180 grados a la manera de pensar mundana, yendo de lo egoico a lo Espiritual, de lo ilusorio a lo Real, de lo contradictorio a lo Pleno, de las dudas y la angustia a la certeza de la Verdad, de lo equivocado a lo Correcto, del querer tener o retener al Compartir de Corazón, de lo conflictivo a la Paz, del resentimiento al Perdón, del deseo y la desesperación a la Aceptación y la Esperanza, de lo débil y enfermizo a la Fortaleza de lo Íntegro, del horror y la pesadumbre a la Alegría, de la disgregación a la Comunión, de lo frustrante del tiempo a la Bendición Infinita de lo Intemporal, del miedo a la muerte al Amor y la Vida.

    Abre los ojos del alma y regocíjate junto con tu prójimo. El Amor está en cada uno de nosotros, y en todo, desbordante y por igual, trascendiendo todo límite y aspecto; dotando a la consciencia de Perfecta Consciencia al mostrar que nunca hay auténtico saber en lo personal, sino que éste se encuentra en lo universal e indiviso. Regocíjate, pues, con confianza; ahora ya conoces que el miedo es muerte y la Verdad Vida, y que sólo la Verdad que nos hace libres existe, por lo que únicamente la santidad es posible, disipando todos los recelos y dudas... feliz aquí y ahora, sencillamente, ríes... escuchando al Amor en lo más hondo del corazón, en lo más puro de tu ser; compartiendo esa íntima e incomparable alegría; extendiendo su esperanzado mensaje de salvación... sintiendo, cantando, danzando, comulgando, fluyendo en Todo Lo Que Es.

   ¡Felicidades! Has recordado quién realmente eres y quién realmente es tu prójimo. No te hagas el remolón, abandona las ilusiones y únete a la Revolución de la Consciencia, dando testimonio de la Verdad y el Amor, dando completamente tu ser por responsabilidad y fe... todo se ha consumado en ti, para que finalmente se consume en Plenitud,.. ¡Bendiciones! Todo te irá bien... sí, todo nos irá bien... es inevitable... es perfecto... es sublime... es sólo todo Amor... ¿puedes, al fin, sentirlo?

KHAAM-EL




Letra de la canción 'Revival' de Allman Brothers Band

¿Gente podéis sentirlo? El amor está en todas partes. 
¿Gente podéis oírlo? El amor está en el aire. 
Estamos en una revolución. No sabes que estamos en lo correcto. 
Todo el mundo está cantando. ¡Sí! No habrá nadie para luchar. 
¿Gente podéis sentirlo? El amor está en todas partes. 
¿Gente podéis sentirlo? El amor está en todas partes. 
¿Gente podéis sentirlo? El amor está en todas partes. 
¿Gente podéis sentirlo? El amor está en todas partes. 
¿Gente podéis sentirlo? El amor está en todas partes. 
¿Gente podéis sentirlo? El amor está en todas partes. 
El amor está en todas partes. 
El amor está en todas partes. 
El amor está en todas partes. 
El amor está en todas partes. 
El amor está en todas partes. 
¿Gente podéis sentirlo? El amor está en todas partes. 
¿Gente podéis sentirlo? El amor está en todas partes. 
¿Gente podéis sentirlo? El amor está en todas partes. 
¿Gente podéis sentirlo? El amor está en todas partes. 
¿Gente podéis sentirlo? El amor está en todas partes. 
¿Gente podéis sentirlo? El amor está en todas partes. 

¿Gente podéis sentirlo? El amor está en todas partes. 
¿Gente podéis sentirlo? El amor está en todas partes.

sábado, 17 de septiembre de 2016

LO QUE ERES, ES ANTES DE TODO ANTES Y DESPUÉS DE TODO DESPUÉS - AUDIO

   Adjunto, tras este escrito, el audio de una charla en la que profundizo en lo que es Ser en verdad, para poder dejar de prestarle atención a lo que no es sino apariencia de ser. Rectificar ese error de percepción nos devuelve la Consciencia Plena y el Amor.
   Para poder enmendar definitivamente un error, mediante la aplicación de la solución precisa, se ha de tener muy claro cual es, y donde se encuentra, dicho error. Hay que observar al que observa, a la propia consciencia, y ser consciente de sus fundamentos para así resolver lo que aparenta quitar la tan anhelada dicha y plenitud de ser. La agitación mental conlleva siempre la desazón de la culpabilidad que impregna todo lo que tiene expectativas especiales en el tiempo, no facilitando para nada su supuesto empeño por arreglar algo, porque todo lo que emprende parte de un error que que se retroalimenta a sí mismo; más, ese error, es efecto y no causa, luego todo lo por él experimentado carece de sentido y no tiene realidad en sí. Por tanto, aquietarse en el momento presente, quedarse en paz mental, con el corazón sosegado y el ánimo ecuánime, es vital para vivenciar lo que ya Es siempre, antes de cualquier percepción personal y, por supuesto también, después de todo el despliegue espacio/temporal.
   Hay un niño en el niño que creíste ser, y en el adulto que imaginas ser ahora, que es pureza y bendición, que jamás se ha sentido herido por nada ni por nadie, al ser intemporal, inefable y en comunión con la Vida Una, que está esperando seas consciente de él y abandones tus sueños de dolor y muerte... Ese encuentro interior con la infinitud del Ser es la solución a todos tus problemas, eternamente ahora, exactamente aquí, libre del peso de lo que no eres pero sí imaginabas. 
   Retorna a antes de todo antes y ve a después de todo después... Lo que eres, Es; más allá de cualquier memoria personal, allende todos los juicios y sus agitaciones mentales... Quietud Interior... Verdad... Inocencia... Bienaventuranza... Santidad... Amor... Amor Infinito.

KHAAM-EL


viernes, 16 de septiembre de 2016

RETORNEMOS JUNTOS AL CIELO

   Vagar perdido por rumbos extraños a la natural condición del alma atormenta y pena en lo más íntimo de uno, por mucho que se intente excusar con razonamientos huecos y sin ningún sentido pasando por conveniencias imperiosas. Soñar realidades no las convierte en tales. Los sueños, sueños son. ¡Hermano/a mío/a en la salvación! ¡Espabila! Permite que el poder de la pureza abra por completo tu corazón, para que puedas acoger al universo todo en tu seno. Las Puertas del Cielo están siempre abiertas para quienes se dirigen humildemente a ellas... sal del nefasto sopor que inducen los personales deseos proyectando sus sombras sobre todas las relaciones que especializa y clasifica en un catálogo de intereses egoístas a cumplimentar. ¡Maestro/a de Dios! Comprende, enseña y aprende totalmente que cualquier deseo, por su personal exigencia, sólo acarrea, en última y dolorosa instancia, temores y culpas. Nada hay en el mundo que pueda convenirte realmente. Frena tu infeliz búsqueda de felicidad; detén tu acumulación de cosas que han de perderse de un modo u otro; aclara tu oscura interpretación de lo absurdo, no dándole significado; y desengáñate de los engaños con los que te fascinas por un tiempo para pasar a otros, y después otros, y otros, hasta fatigarte de los mismos descansos. ¿No está ya harto de estar harto? Si así es, no te retrases más yendo en pos de insensateces pasajeras y superficiales; vuelve a antes de cualquier antes y ve a después de cualquier después, y estarás realmente ahora, aquí, unido al Amor de Dios, siendo uno en/con Él y con tu prójimo. 

   Aquieta la agitación de proyectar o rememorar, sólo trae desconfianza y culpa. Quédate en la inocencia del presente desnudo de aditamentos personales. Contempla tu mente antes de los pensamientos egoicos y experimenta, de nuevo, como será después de ellos... algo, en verdad, inefable e incomunicable en este mundo limitado y limitante. Sé Lo que Ahora Eres, y olvida cualquier posible llegar, o dejar, de ser... no es más que un ensueño transitorio e insustancial. Retornemos juntos al Cielo. ¿Por qué no ya mismo? No hay excusas que valgan; con auténtica fe, ciertamente, nada ni nadie nos lo impide... Contempla, bendito Hijo/a de Dios, el mundo por un instante, confiado y en paz, totalmente liberado del yugo de tus memorias personales, y comparte con todo aquel que voluntariamente así lo decida volver juntos a la Casa del Señor, a nuestro bienaventurado Hogar en el Cielo, a nuestro único Ser compartido en comunión de Espíritu... al Amor y la Verdad, a la Vida Eterna en plenitud. Y serás feliz, muy feliz, de retornar conjuntamente con tu igual en esencia y pureza a la gloria infinita de Dios... seguros, en calma... con convicción, gratitud y devoción.

KHAAM-EL




Ahora, es siempre el momento, el instante pleno de volver a la eternidad.
¡Vamos a la Casa del Señor! Juntos, sin demora, jubilosos, henchidos de fe...
vacíos de lo personal... llenos, por tanto, de lo universal.
Sin ansias ni temores; libres, en paz, y rebosantes de verdadero Amor.

jueves, 15 de septiembre de 2016

DESPIERTA... SOÑAR CON UN TIEMPO ILIMITADO NO TIENE NINGÚN SENTIDO


Despierta... soñar con un tiempo ilimitado no tiene sentido.

El tiempo nunca es algo realmente presente ni existente
pues esquiva tus sueños con otros sueños
de evanescente resultado... impermanencia,.. desolación... despedida.

Querer algo del tiempo no es sino locura 
buscando frenéticamente un equilibrio imposible
a una descomposición aparentemente organizada
que avasalla sin piedad la exasperante debilidad de las formas.
Nada puede mantenerse en su hambre insaciable de variación y ruptura,
de disolvencia exigida, que tritura bocado a bocado 
-en interminable masticación- todo aquello que ante sí asoma,  
para deglutir cualquier esperanza depositada en su inexorable tic-tac. 

No huyas en el tiempo buscando una salida a tu desconcierto 
pues es él quien siempre huye de ti hasta agotarte, engullirte y deshacerte.
La respuesta a tus dudas no se encuentra en sus fauces,
sino en la quietud interior, en la consciencia libre de su influjo,
en lo esencial, intangible e infinito... en el ahora incomparable.
Nada en su reino de muerte tiene significado, no te sometas a él,
y álzate por encima de sus tentaciones. Ya no habrá mal que te aflija.
Desidentificándote de lo frágil y pasajero retornas a la vida eterna del espíritu.

La eternidad nunca es ausencia o inexistencia
pues acoge tu realidad en la indivisa Realidad
de esplendente manifestación.... permanencia... júbilo... comunión.

Despierta... el tiempo acaba siempre ahora.

KHAAM-EL




Danza libre entre los sueños... entre las sombras... avanza... 
desentendiéndote de las historias que exige el cuerpo... soltando el ego. 
Únete a los que quieren despertar...
¡Sí! Volemos libres, felices, intemporales, sin miedo... 
hasta despertar del sueño, aunque el mundo entero quiera seguir soñando.

miércoles, 14 de septiembre de 2016

100 % DE RESPONSABILIDAD

    Hermano mío en la salvación, seas quien seas y estés donde estés, eres un 100% responsable de quedarte completamente en paz interior y ser feliz en el perfecto Amor de Dios, cualesquiera sean las circunstancias que te rodeen o acucien... eso es libertad genuina; lo otro, justificar la perdida de la paz y alegría internas por cualquier circunstancia imprevista, sería caer en el antiquísimo truco, estratagema, o trampa del ego, que te hace perder la libertad al convertirte en una marioneta de los impulsos de las memorias personales que lo juzgan todo con reproche, ya sea hacia uno mismo o hacia otro, y que no acarrea más que culpabilidad, desazón y resentimiento. Comprender lo antedicho facilita la salvación del repetitivo comportamiento irresponsable e insensato del ego. Asumir el 100% de responsabilidad de los pensamientos que se escogen en la mente y utilizar únicamente aquellos que despliegan un compartir ecuánime, honesto, claro y desinteresado, hace brotar irrefrenables la paz y la dicha permanentes. No tengas miedo. Responda el mundo como responda a las circunstancias variables que lo rodean, escoge la paz de espíritu, porque, en esencia, tu eres paz, perfecta paz mental, y, entonces, dejas de moverte en función de un objetivo personal y exclusivista para relacionarte de manera universal e inclusiva allende las apariencias. Esa es la intensidad que has de atravesar en tu mente, en tu corazón, en tu aparente dicotomía interna, para, mediante la plenificación de lo esencial en las relaciones que la vida te pone, ser libre de verdad. 

   ¿Quieres conocer testigos de la Verdad? Sé completamente responsable y elije la Verdad por encima de todo, por encima de ti mismo, incluidos todos los juicios que tienes acerca del mundo y del no mundo, de Dios, del diablo o del materialismo, de lo bueno, malo o regular, de las derechas y las izquierdas, de las guerras, las afrentas y también de las adulaciones, de tu equipo deportivo favorito o del que menos te gusta, de lo que te conviene o perjudica, de las memorias personales y los olvidos selectivos; sí, pasa por encima de cualquier razón particular que te establezca como consumado juzgador y quédate en silencio mental, en completo sosiego íntimo. No le des significado a los rostros que están contigo, ni a los vínculos emocionales o sanguíneos, sino al mensaje esencial de plenitud en el espíritu que compartan contigo y con todos, aplicándolo en la vida cotidiana, y no sólo en contadas excepciones, porque tienen perfectamente claro el propósito último de su existencia. Esto es lo que quiso transmitir el Cristo en Jesús cuando dijo: "¿Quiénes son mi madre y mis hermanos? Y mirando a los que estaban sentados alrededor, dice: - estos son mi madre y mis hermanos. El que haga la voluntad de Dios, ese es mi hermano y mi hermana y mi madre." Marcos 3, 33-35. Sí, es intenso; requiere coraje, claridad y ningún apego por las conveniencias sociales. Es un acto libre de responsabilidad para con todo y todos, que no distingue entre favoritismos ni ninguneos, porque jamás se deja influir por las apariencias. "Muchos últimos serán los primeros y muchos primeros, últimos" pues no es lo que se muestra superficialmente lo importante, sino aquello que es vivido sustancialmente lo que es contemplado y valorado por Dios. Se ha de soltar todo proyecto, expectativa, suposición, seguridad o apego personal. ha de soltarse todo y seguir la huellas de Cristo, seguir a la Verdad, que está impresa en lo interior, en lo más profundo del alma... ahí es donde ocurren los milagros que 'Un Curso de Milagros' facilita mediante su entrenamiento mental. 


   ¿Quieres conocer testigos de la Verdad? Si tu respuesta es afirmativa, abandona tu vieja manera de relacionarte, "no se puede poner vino nuevo en odres viejos" y comprobarás que 'no estás solo y sin amigos', pero has de saltar al vacío y confiar. Resposabilízate del 'desde donde' te relacionas. No tengas miedo, ansiedad, o deseo en las relaciones que establezcas, ni tampoco busques ventajas, oportunidades, beneficios, placeres, éxitos, u ofertas señuelo que coartan la libertad sugiriendo ampliarla, o te enredarás en una pesadilla de contradicciones y sufrimientos innecesarios. Sí, salta al vacío, confía en Dios, y tú mismo serás un testigo de la Verdad, ahora, aquí. Ya no buscarás ventaja ni tampoco huirás despavorido carcomido por las dudas, y expresarás lo esencial, lo pleno y santo, irradiando la paz mental que en ti mora, junto a la fortaleza de no escuchar el discurso del miedo; vivencia esta que te hace inmensamente feliz, aun en medio de una desatada tormenta de lágrimas e iracundos truenos que amenaza con inundar y devastar todo a su paso. Más, tú sabes que todo lo pasajero acaba y que lo perdurable es amoroso bienaventurado y santo. Y eso ofreces, con paciencia, con constancia, con certeza, todos lo días, todas las tardes, todas las noches, infatigable, lleno de fe. Y los que libremente lo escojan se unirán a este justo propósito, a esta nueva manera de vivir, y serán junto contigo testigos de la Verdad; los otros, los que no quieren la Verdad por encima de todo, sino que aun quieren tener razón en sus ilusiones, paciencia infinita, déjalos ir en paz, el tiempo no es obstáculo para Dios, ya elegirán de nuevo, no te demores, no te atormentes; si contemporizas con las ilusiones, tú mismo, te ves tentado a dar testimonio de ellas y te desvías de lo esencial y salvífico. Asume la responsabilidad por completo, sigue el Camino que la Providencia te traza, síguelo hasta el final... te irá bien. 

   ¿Quieres conocer testigos de la Verdad? Sé tú mismo un testigo de la Verdad y no caerás en el autoengaño de creer que puedes discernir de forma personal quién lo es y quien no particularmente. Lo esencial es siempre el mensaje, no el mensajero. No idolatres y no denigrarás ni te sentirás denigrado. Da siempre testimonio de la Verdad, de la plenitud del espíritu en el Amor Infinito de Dios, de lo importante de unirse en la luz de la labor conjunta y desprendida. La vida es del espíritu no del cuerpo y su mundo efímero. ¿Qué es lo que te atrae o disgusta de tu prójimo? Sé 100% responsable y que no sea el aspecto de su cuerpo, su economía, sexo, prestigio o su intelecto lo que te acerque o aleje de él/ella. Relaciónate con todos/as de ser a ser, de hijo/a de Dios a hijo/a de Dios. Así se termina, de una vez y para siempre, de personalizar las relaciones y se vive en Relación Íntegra, Santa y Plena, pasando de la carne al Espíritu, del sentimentalismo al Amor, de lo transitorio a lo Permanente, de lo que es nada a lo Valioso, de lo complicado a lo Simple y Sencillo, de las contradicciones y mentiras a la Verdad, del sufrimiento y el sacrificio a la Alegría y la Comunión, del conflicto a la Paz, de la muerte a la Vida Eterna. ¡Gracias testigo de la Verdad por tu santo propósito! ¡Bendiciones!

KHAAM-EL




Quédate en la dicha de Ser responsable de la paz de tu mente, 
aunque la tormenta incendie el cielo con furia 
e inunde la tierra con una cortina de lágrimas
hay una calma que ilumina la noche oscura del alma...
Contempla esa luz que no conoce tinieblas... compártela...
 y conocerás el verdadero Cielo, y darás testimonio de Él,
y serás libre, y amarás, y, en consecuencia, serás por siempre amado ahora, aquí.

martes, 13 de septiembre de 2016

COMUNICACIÓN VERDADERA - VÍDEO

   Acompaño a este preámbulo el vídeo de una charla en la que incido en lo importantísima que es la comunicación de corazón a corazón, desentendiéndose de cualquier desconfianza que pudiera tentar a lo separativo y rencoroso, para que se abandone la falsa comunicación que perpetua un sufrimiento absurdo e inútil, y se pueda retornar a la comunicación verdadera, a ese gran namasté (mi ser real saluda y honra a tu ser real), que nos colmará de bendiciones insospechadas desde la perspectiva personal del ego.
   Únicamente libre de resentimientos, temores y dudas, puede uno comunicarse sin cortapisas que enturbien la relación. Porque es en la pureza y la inocencia de propósito donde se encuentra el vínculo indisoluble que nos unifica, más allá de cualquier aparente división, con el prójimo; devolviéndonos, milagrosamente y por la gracia, a la bienaventurada consciencia infinita de Dios.
   ¿Te sabes bienvenido en todas las relaciones que entablas en lo esencial, aunque en apariencia se muestren distantes o incluso hostiles? ¿Te sientes uno con Dios y con tu prójimo? ¿Experimentas en lo más hondo de tu alma perfecta paz y alegría? Porque has de conocer, sin ningún género de dudas, que Dios te da la bienvenida si tú se la das Él... y entonces donde vayas es Tierra Santa. Comunicar ésto a tu prójimo, a la vida toda, todo el tiempo en el tiempo, para traerle la intemporalidad y el espíritu, es verdadera comunicación. Cualquier otro tipo de expresión, por diestramente que esté elaborada y presentada, será incompleta, tendenciosa y, por lo tanto, falsa. 
   Allá a donde vayas, has de llevar confianza, despreocupación, alegría, esperanza, fe, bondad natural (la que nada espera en compensación), paciencia, generosidad... y, sin esfuerzo, comenzarás de nuevo a recordar y a extender el Amor genuino que te hace uno con la Verdad; puesto que, la comunicación verdadera, es perfecta comunión de espíritu, en el conocimiento eternamente inmediato de la plenitud de la creación de Dios.

KHAAM-EL





En la Verdad nos comunicamos sin egoicas interferencias, compartiendo el Amor...
viviendo conscientes de Dios en nosotros, en todos y en todo.
Y el mundo vuelve ahora a la Eterna Luz del Cielo que es nuestro ser en Dios.

lunes, 12 de septiembre de 2016

MIRADA IMPARCIAL


   Mira al mundo con imparcialidad y serás compasivo con todo y con todos, incluido tú mismo. No juzgues y hallarás paz y libertad; pues juzgar, desde un 'yo' separado e interesado, aparta de la Ley indivisa del Amor, acarreando sufrir la misma condena que con arrogante e imprudente recelo se impone. Sujeta tus pensamientos. Calma tu ánimo. Perdona las decisiones erráticas de lo ilusorio. Sigue el flujo de los acontecimientos sin pelearte con ellos, ni menos aún rehuirlos, y serán trascendidos para siempre. No le sigas el juego a lo egoico, no te enredes en su contradictoria lógica; sencillamente reduce cualquier expectativa personal a la mínima expresión, al no pretender nada, no hay estorbo que impida experimentar la plenitud; abrevia tiempo permaneciendo en paz, presente, sin angustia, aceptando el ahora con humilde desprendimiento, y te verás libre de sus tramposas reglas. Contempla lo absurdo y rectifica en la mente (las formas pasan, la mente queda)... no proyectes afuera la búsqueda y encontrarás esa infinita felicidad, que creías haber perdido, donde siempre ha estado esperándote: en tu interior.

   No quieras arreglar las formas ni sujetar aquello que es pasajero. Suéltate y confía. Que no tiemble tu corazón ante la aparente imposición de las formas. Lo transitorio no puede afectarte realmente, luego es ilusorio. No te pierdas en disquisiciones que no conducen más que a una monótona y estéril reiteración de las dudas que se quieren resolver. Volver, una y otra vez, al mismo y absurdo punto de partida, no es evidentemente el camino de la liberación. Desapégate de tus planes personales y elévate por encima de cualquier problemática. Sosiega el ánimo y contémplalo todo con ecuanimidad. Tu mirada imparcial verá lo esencial y recordará el Amor hasta en lo más nimio. Ir tras lo aparente era la ilusión que afligía el corazón, al no poder jamás tener lo que se pierde; más lo sustancial y eterno, el espíritu que nos hace uno en la eternidad, trasciende el tiempo y el espacio donde parecen suceder las cosas. En la ilimitud lo parcial no tiene ningún sentido. La Consciencia en su plenitud inherente crea el Camino que despliega la bienaventuranza de ser puro SER. 

   Cualquier laberinto visto desde arriba, por enrevesado que sea, tras un poco de paciencia y disciplinada atención, es simple, obvio y sencillo. Contempla de igual manera el mundo y definitivamente, de improviso, rebosando de júbilo, dejarás de sentirte confuso, perdido y angustiado en él. Cualquier sueño visto desde la realidad se desvanece sin dejar huella en su inconsistente naturaleza efímera. Sí, cualquier despropósito se anula a sí mismo para que, en un presente diáfano e ilimitado, la neblina del tiempo se disipe, sin dejar rastro alguno, y tan sólo quede patente el único propósito verdadero: el Amor y la Vida en indisoluble comunión.

   Profundiza en lo sustancial, en lo nucleico de la consciencia, en esa paz indescriptible de ser consciente de ser Consciencia Una. Descubre la certeza que mora en tu alma... viviendo sin miedo el júbilo te acompaña, pues conocer la Verdad, que ocultaban las taimadas defensas del ego, te hace libre de sus pesadísimos yugos y lamentables cargas. El ego no existe... eres libre. La muerte no existe... eres eterno. ¡Bendiciones! Florece la vida, para siempre y en perfecta alegría, más allá del cuerpo y sus mundos.

KHAAM-EL




En la quietud del alma se contempla todo con ecuanimidad 
y te desapegas de lo superficial para permanecer pleno y feliz compartiendo lo esencial.

domingo, 11 de septiembre de 2016

RECORDANDO LO INOLVIDABLE OLVIDAS LO INSUSTANCIAL

   Recordando la pureza del corazón recuerdas lo crucial para ser feliz en la relación que te une con la vida en su totalidad... Fundir pasado y futuro en un presente lleno de Amor es la única acción que tiene verdadero sentido. Lo invisible se hace conocido, haciendo que lo meramente visible pierda su anodina fascinación y poder así contemplar lo intemporal más allá de su cambiante cáscara. Es en este presente verídico, completo, jubiloso y en paz, donde la desesperación y la muerte no tienen cabida, porque todo lo compartido está presente en la perenne y sutil música que reverbera hermosa, sentida, cálida, agradecida, armoniosa y repleta de coloridos matices, que inundan el espacio todo con las dulces e ingrávidas notas de lo santo, vivificante e íntegro; inolvidablemente emitidas desde lo más hondo y sagrado de ese alma limpia, libre de cualquier identificación con el cuerpo y sus transitoriedades, que nada sabe de distancias o separaciones, porque lo que fue uno sigue siéndolo felizmente por siempre, aquí, ahora, radiante, bendiciéndolo todo con la infinita cohesión del espíritu indiviso. Pues lo evidente, cuando hay Visión, es que no hay espacio/tiempo que pueda amargar, o resquebrajar, la irrefrenable alegría de Amar que nos conduce a la plenitud.

   Recordando lo inolvidable olvidas lo insustancial y el mundo es visto, al fin, de una manera completamente diferente, sin temor, con confianza, hermanado con lo sustancial, con la bondad inherente a todo, palpitante y llena de Dios en su núcleo ilimitado, alumbrando una renovada forma de relacionarse en comunión, que despierta al despistado (creerse un ego) de su agridulce sueño de los sentidos perceptivos que, por perseguir particular éxito, va acumulando recelos, cábalas y resentimientos, que acaban irremediablemente, de una manera u otra, en clamorosos fracasos de auténtica pesadilla.

   Deja, pues, que acabe lo acabable y permanece en lo inacabable. Permítete permitir. No hagas nada de forma especial. Confía. míralo todo con ojos generosos y humildes. La virtud se encuentra en no ser pretencioso. No acumules datos que sólo distraen de lo esencial. Simplifica... Recordando lo que nos une, lo que nos separa se desvanece... quedando sólo todo lo sustancial... el Amor. 

   Sin necesidad de palabras... todo es dicho ahora mismo, aquí mismo, como una música celestial que brota bienaventurada con total libertad.

   Recordando más allá de las memorias personales, lo inmemorial es actualizado a la luz del presente consciente... todo y todos los que has amado, amas o amarás, junto a todo y todos los que no imaginas aun amar, compartimos una misma melodía eterna de santidad... siendo uno en Dios, perfecto 'No dos', como antes de cualquier antes, deshaciendo todo después en un instante libre de la atadura de las formas, de la lejanía del espacio y de las fugacidades del tiempo... ¡Oh,cuánto Amor! ¡Gracias! Sólo queda bendecir y unirnos en un feliz ¡Aleluya! glorioso e inacabable.

KHAAM-EL




Recuerda lo que acabas de leer, lo que acabas de escuchar en tu mente...
suelta las palabras, desecha los conceptos y quédate con lo crucial. 

Deja que acabe lo acabable y permanece en lo inacabable. 
Recordando lo que nos une, lo que nos separa se desvanece... 
quedando sólo todo lo sustancial...
el Amor.
Sin necesidad de palabras... todo es dicho ahora mismo, aquí mismo,
como una música celestial que brota bienaventurada con total libertad.

sábado, 10 de septiembre de 2016

SÓLO LA PAZ DE DIOS ES VERDADERA PAZ - AUDIO

   A continuación de estas líneas adjunto el audio de una charla en la que Profundizo en la práctica sobre las ideas expuestas en la lección 200 de 'Un Curso de Milagros' que reza: 'No hay más paz que la paz de Dios'. Rotunda y clara lección, en la que se insiste en lo importante que es para tener verdadera y constante paz, la paz de espíritu, dejar de buscar las cosas y logros del mundo, que no son más que ídolos por los que uno pierde la noción esencial de la dicha de ser espíritu, y no carne, que vive eternamente en comunión con Dios.
   Este mundo no es tu hogar ni el hogar de tu prójimo, la prisión de lo sensorialmente perceptivo y limitado no puede realmente darte nada pleno y definitivo; más puedes librarte de sus restricciones y muros separadores cambiando las creencias personales que tienes acerca de su propósito, variando por entero la perspectiva que tienes de ti y de lo otro, sencillamente cambiando de lo divisor a lo indiviso. Dale a tu prójimo y al mundo la libertad, reconociendo que su apariencia formal no es la realidad pura, eterna, inseparable y esencial que en su seno mora (eso es el auténtico perdón). Y, en ese silencio de la mente que no juzga, hallarás la paz de Dios... esa perfecta calma interior que bendice jubilosa y llena de Amor todo lo viviente. La salvación quedará, ahora, aquí, impresa en tu corazón todo el tiempo que te quede en el tiempo para invitar a tu prójimo a la verdadera y única paz, a la bienaventurada paz de Dios, y poder retornar definitivamente juntos -en espíritu y verdad- a Su Amor Infinito.

KHAAM-EL


.

viernes, 9 de septiembre de 2016

SER PLENAMENTE FELIZ AHORA ES SALVACIÓN PARA SIEMPRE


   "La verdadera salvación del hombre consistía en ser feliz aquí en la tierra, ahora. Haberlo sido o intentar serlo implicaba conceptos de pasado y futuro que no llevaban a la felicidad presente. No había bienestar después de la muerte, como tampoco lo había antes de nacer,
   Pero ¿cómo ser feliz a pesar de las adversidades? Jesús no había dejado de serlo hasta el último instante de su muerte y eso solo era posible desde la consciencia; desde la voluntad de ser feliz conscientemente. Es decir, desde la bondad. Era necesario ser una persona buena. Sentir y actuar proactivamente bajo preceptos de bondad, todos los días, cada instante presente. Controlar el instinto inconsciente. Aquella era la salvación de cada hombre y también la salvación de los pueblos.
   En realidad, la verdadera salvación no tenía nada que ver con cultos religiosos que nublaban los sentidos, ni con templos establecidos como medicina para un alma que no necesitaba curarse, ni venía condicionada por lo que habías hecho en el pasado, ni por lo bueno o malo que pudiera ocurrirte cuando tus pulmones se vaciaran por última vez. La verdadera salvación, la felicidad del hombre en cada uno de los momentos de la vida, tenía una única herramienta: la bondad. es más, la bondad proactiva: ser el primero en amar antes de que te amen a ti; dar, no pedir, para recibir. Servio lo había sentido así toda la vida, pero ahora era consciente de ello."

Xavier Maymó - 'El Siervo'
   

   Lo mollar del mensaje de salvación es refulgir en la felicidad siempre presente en el corazón abierto a la hermandad y la fe, no teniendo miedo de que no te comprendan, te desairen, o incluso te afrenten, sin protegerlo ni esconderlo, aunque quieran partírtelo en miles de pedazos; sencillamente amando de verdad se encuentra auténtico significado a la vida, un significado esencial, gratificante y puro, intemporal e ilimitado. Sí, ama a todos por igual, deseando para todos ellos, conscientemente, en unicidad de propósito, la plenitud y la paz de espíritu. Cuando es el corazón, sin temores ni tibiezas, el que decide en lugar de seguir estrategias y cábalas mentales, el Amor resplandece, allanado con Su fortaleza cualquier camino de vida por escarpado y fatigoso que parezca éste. Sí, es un vivir esperanzado, desprendido, fraternal, solícito, honesto; confiando en el perfecto Amor de Dios que en nuestro interior, y en el interior de todos, mora, haciéndonos uno en Él, haciéndonos uno con la vida... no te retraigas con dudas que te atormentan... actúa consciente y feliz en el instante presente, desde el instante presente, y para el instante presente; compartiéndolo todo con el prójimo, incluso a pesar de las circunstancias hostiles de un mundo temeroso y avariento, con entusiasmo, humildad y dedicación... sin duda, hallarás lo inefable sin alejarte ni un milímetro de eso que en esencia eres, espíritu, exactamente aquí, precisamente ahora. Lo pasado, pasó; no es. Lo que ha de venir, no está; luego tampoco es. De simple, las más de las veces, se obvia... es un mantenerse contento de vivir presente y comunicarlo, irradiarlo, extenderlo, sin prisa pero sin pausa, con paciencia indesctructible, con confianza inalterable, con constancia libremente asumida.

   La alegría de ser, vivida con consciencia, despliega la bondad innata que el Amor posee de manera fácil y natural. Ser plenamente feliz ahora es salvación para siempre. Confía en la Providencia que todo lo facilita si no lo complicas interfiriendo con tus propios planes personales. No pierdas un tiempo precioso para Ser, cargando a nadie con lamentos, iras, vergüenzas y quejas. Incluye a todos en la Felicidad y el Amor... entrega tu vida a ese santo propósito, vívelo con sencillez, y la santidad te librará de las ataduras de lo carnal y temporal junto a tu semejante, junto a tu hermano en Dios. Bendice aunque te maldigan, devuelve bondad al mal; todo va bien, no lo juzgues ni te impacientes, la luz cálida y reconfortante del sol deshace finalmente, sin esfuerzo, la neblina de la fría y oscura madrugada. No pongas tu fe en la poca fe... y la fe viva, la que brota del corazón y ama sin medida, te salvará del sueño de la muerte.

KHAAM-EL




Ama, ama plenamente a todos, serás feliz... verdaderamente feliz.